Cómo apostar en live: tácticas para apuestas en directo


Las apuestas live o apuestas en directo son aquellas en las que se interviene mientras el evento sobre el cual queremos apostar se encuentra en disputa. Dicho de otra forma, para el caso de las apuestas deportivas, mientras se está jugando el partido. Este tipo de apuestas conjugan la emoción de las apuestas con el seguimiento de nuestros eventos deportivos favoritos por lo que son cada vez más populares. La cada vez mayor proliferación de locales especializados en este tipo de apuestas como por ejemplo Sportium, así lo atestigua.

A todo ello se le une un factor fundamental que las hace muy propicias para ganar dinero con ellas: las rápidas variaciones en el valor de las cuotas que se producen durante el desarrollo de los encuentros. Cada gol que marca un equipo de fútbol hace variar drásticamente las probabilidades del resultado final, lo cual genera, en vivo, cambios muy veloces en el valor de las cuotas. Se genera de Celebrandoeste modo una dinámica que resulta en muchas ocasiones muy similar a la que viven los traders del mercado de valores, donde las cotizaciones de los resultados varían de manera continua a lo largo del tiempo provocando grandes oportunidades para rentabilizar una inversión.

Y son precisamente estos dos factores, la psicología emocional de vernos envueltos en esta constante evolución de nuestras probabilidades de acierto junto con los rápidos cambios que se producen en las cuotas, lo que las hace a la vez arriesgadas e interesantes para el apostante. Riesgo y beneficio son, en el fondo, las dos caras de la misma moneda. Es por ello que si queremos acercarnos al mundo de las apuestas live sea imprescindible hacerlo con mucha prudencia, bien informados y analizando cuidadosamente los riesgos en que nos embarcamos.

Por todo lo expuesto anteriormente, resulta imprescindible conocer las diferentes tácticas con las que aproximarnos a este tipo de apuestas, a la vez fascinantes y peligrosas. De esta forma podremos implementar el plan de acción que resulte más adecuado en cada momento, en función de las cuotas, los equipos que intervengan y el desarrollo del partido.

La base de toda táctica de apuestas live: la dinámica de las cuotas

Como comentamos anteriormente, durante el desarrollo de los eventos deportivos las cuotas de los distintos resultados van cambiando en función del desarrollo del partido. Por un lado, cada tanto anotado –ya sean goles en un partido de fútbol, canastas en baloncesto o juegos y sets en tenis- hace variar la probabilidad del desenlace final. También el propio paso del tiempo hace cambiar estas probabilidades: no tiene la misma probabilidad de terminar en empate un partido que está en primer minuto 0 a 0, que si estamos en el minuto 85 con el mismo marcador.

En otros artículos ya hemos demostrado que probabilidad y cuotas guardan una relación muy estrecha, a la que hay que sumar el efecto de la presión del propio mercado de apuestas, es decir, la percepción del desenlace final que tienen los partícipes de ese mercado. Si un equipo domina un partido, tiene muchas ocasiones de marcar y es claro dueño y señor de la posesión del balón, los apostantes pensarán que es más probable que gane el encuentro durante el desarrollo del mismo, asentarán más apuestas a su favor y desplazarán la línea de apuesOscilacionCuotastas –es decir, harán bajar las cuotas- en la dirección de ese resultado.

Todas estas situaciones producen oscilaciones en las cuotas cuando se realizan apuestas en directo, en unas ocasiones relativamente lentas, y en otras salvajemente rápidas. En cualquier caso, este dinamismo en la evolución de las cuotas nos propicia que se den situaciones en las cuales podremos ejecutar las tres estrategias fundamentales para hacer dinero con las apuestas deportivas: probabilidad real superior a la implícita en la cuota (estrategia de valor, o value), arbitraje (o cobertura, si lo vamos realizando dinámicamente en live) y trading deportivo.

Consideraciones imprescindibles antes de asentar apuestas en directo

Si queremos sacarle partido a esta dinámica en la cotización de las apuestas, estamos obligados a cumplir una serie de requisitos sin los cuales difícilmente tendremos éxito. Antes de nada, debemos tener en cuenta que las casas de apuestas siempre conocen los eventos importantes con antelación a nosotros, apostantes individuales. Para ellos, recibir y procesar la información antes que nadie es fundamental para ajustar adecuadamente las cuotas a lo largo del desarrollo de los partidos, y por eso realizan grandes inversiones en infraestructura informática y de comunicaciones. De esta manera, se aseguran que nadie puede sacar ventaja de un hecho importante antes de que ellos actualicen apropiadamente sus cuotas. Como todo apostante habitual ha comprobado, lo normal es que se produzcan grandes ajustes en las cuotas publicadas en las webs de las casas de apuestas unos segundos antes de que veamos marcar los goles en directo por televisión.

Esto nos obliga a anticiparnos a los grandes sucesos de los partidos para asentar nuestra apuesta. Una vez marcados los goles, es tarde para apostar. Deberemos, pues, seguir simultáneamente el evento deportivo en directo y las cuotas de las casas de apuestas, y a la vez entender en profundidad el juego y desarrollar en nosotros aquellas habilidades cognitivas que nos permitan predecir de manera intuitiva hacia dónde se decantará el partido en función de la forma de juego de ambos conjuntos. Es éste un terreno poco explorado en el mundo de las apuestas, pero bien estudiado en el caso de los traders de bolsa, un caso paralelo que guarda muchas similitudes y del cual podemos extraer grandes lecciones. Pero esta es otra historia, que deberá ser contada en otro momento.

En cualquier caso, cuando nos planteamos apostar en directo, es necesario establecer un plan de acción por adelantado. Es imprescindible una correcta planificación de nuestras posiciones, siempre con la cabeza bien fría y, preferiblemente, por escrito y antes de comenzar a disputarse el encuentro. Empezar a ver un partido de fútbol y decidir sobre la marcha una apuesta en base a nuestras percepciones resulta altamente peligroso si no hemos establecido de antemano qué pasos daremos en función de las diferentes vicisitudes que pueden darse durante el mismo. Nuestras emociones, especialmente cuando interviene nuestro equipo favorito, pueden jugarnos una mala pasada.

Empezando desde cero. Tácticas sin apuesta pre-match

Como ya hemos comentado anteriormente, debemos evitar el error de apostar en un partido sin una preparación previa de las situaciones que se pueden dar. Este análisis previo puede hacernos llegar al pitido inicial en dos situaciones diferentes:

  1. Sin hallar valor suficiente en las cuotas que se manejan antes del inicio del partido para haber asentado una apuesta
  2. Habiendo asentado ya apuestas en alguno o algunos de los posibles resultados finales del partido

Empecemos analizando la primera situación. En este caso, existen esencialmente dos dinámicas que nos permitirán tomar la decisión por una apuesta. La primera es la dinámica del cambio. Si un La Dinamica del Cambio en las Apuestas en Directopartido se encuentra en una situación de resultado inestable, donde es previsible que se marquen goles que hagan cambiar sustancialmente la situación del marcador, puede ser un buen motivo para asentar una apuesta por la victoria del equipo que lleva el peso del partido. O, alternativamente, si simplemente se ha convertido en un correcalles con posibilidades para los dos, podemos plantearnos apostar por que el encuentro no terminará en empate. La dinámica del cambio se puede rentabilizar, pues, con una estrategia de valor (value), donde asumimos que la probabilidad de que el partido termine en la situación actual es menor que la implícita en la cuota en el momento de asentar la apuesta.

La segunda dinámica es la dinámica complementaria, que podemos denominarla dinámica de la estabilidad. Obviamente, se debe fundamentar en nuestra convicción de que la probabilidad de que el resultado actual sea el final es mayor que la que reflejan las cuotas, o por lo menos que se mantenga durante un tiempo prolongado. Para sacarle partido a esta dinámica la mejor opción es el trading deportivo. En el fondo, no se trata sino de identificar una situación que no va a cambiar en mucho tiempo, y aprovechar que las cuotas cambian a nuestro favor según avanzan los minutos. Con un ejemplo, si vemos un partido en que la situación de ambos equipos se dedican al centrocampismo, sin oportunidades de gol, y creemos que se prolongará en el tiempo, podemos apostar al empate y más adelante durante el partido, si éste se abre, cerrar por trading esta posición o cubrir los resultados alternativos. Lo mismo rige para el caso de que un equipo vaya por delante en el marcador y no veamos ningún factor que nos induzca a pensar que el rival podrá igualar o remontar el partido.

Como se ha podido observar, la consideración de ambas dinámicas reside en factores subjetivos a considerar por el apostante. Ni que decir tiene que este tipo de apuestas live sin el apoyo de una posición pre-match son las más complejas de analizar. Para ellas, solamente nos podemos valer de nuestra intuición y del conocimiento del juego, y exigen un control férreo de nuestras emociones, cabeza fría y una excepcional capacidad de análisis. No son, pues, recomendables para todos aquellos que se inician en el mundo de las apuestas, sino sólo aptas para los más experimentados y mejores conocedores del juego y de los equipos sobre los que apostamos. Y, por supuesto, también del mundo de las apuestas en sí, de sus mercados y de la idiosincrasia de cada casa de apuestas deportivas.

Cobertura de apuestas pre-match con apuestas en directo

Vayamos, pues, a estudiar el segundo caso, aquel en el cual nos planteamos asentar una apuesta en directo como complemento a otra apuesta que hemos asentado antes de que comience el partido. A este tipo de operativa se la denomina habitualmente cobertura, y esencialmente, desea aprovechar la variación deCoberturas en apuestas en directo las cuotas durante el encuentro para aplicar el principio del arbitraje deportivo. De esta forma podemos asegurar el beneficio de nuestra apuesta, independientemente de que el partido termine como inicialmente estimamos.

Esta estrategia es la más adecuada para las primeras apuestas en directo que establezcamos, pues nos permite tener identificadas de manera objetiva las cuotas de entrada y salida de nuestras posiciones antes de que comience el partido. De esta forma, dejamos a un lado nuestras emociones y las consideraciones subjetivas de la evolución del partido, que pueden fácilmente engañarnos si no las controlamos adecuadamente.

Hablando específicamente de partidos de fútbol en los que apostamos a resultado final, a nosotros nos gusta distinguir tres posibles aproximaciones, que te describimos en los apartados que siguen.

Primera técnica conjunta: apuesta al más probable y cierre live en cascada

La primera técnica conjunta de apuesta en directo apoyada por apuestas pre-match consiste en apostar al resultado más probable y, cuando el partido empieza a decantarse en esa dirección, ir cubriendo sucesivamente los resultados complementarios para asegurar el beneficio.

Pongamos un ejemplo práctico:

  • Partido: Valencia CF vs Sevilla CF
  • Cuota victoria Valencia CF: 2
  • Cuota empate: 3.2
  • Cuota victoria Sevilla: 4.8

En este caso, dada la relación inversa entre cuotas y probabilidad, la táctica consistiría en asentar una apuesta a favor del Valencia CF antes de comenzar el partido. Tengamos presente que siempre es más probable que se dé esta situación durante el partido que no que termine así. Dicho de otro modo, con cuota 2 la probabilidad de victoria del Valencia es del 50%, y por tanto la probabilidad de que no venza es de otro 50%. Sin embargo, si finalmente no vence, puede darse la situación de que durante el partido esté por delante en el marcador, por lo que la probabilidad de que el Valencia, durante alguna fase del partido, vaya ganando al Sevilla es superior al 50%. Cuando se da esa situación, las cuotas del empate y de la victoria del Sevilla aumentan, así que aprovechamos esa coyuntura para asentar una apuesta que nos cubra la posibilidad de que el Sevilla iguale la contienda o incluso remonte. Esto lo haremos sucesivamente conforme las cuotas vayan alcanzando los valores que nos marcamos mediante una estrategia de arbitraje. De esta forma, podemos cubrir nuestra apuesta inicial y asegurarnos el beneficio.

Segunda técnica conjunta: apuesta al mayor valor (+EV) y trade (o cobertura) usando apuestas en directo

Observemos que la pega que tiene el modo de operar descrito en el apartado anterior es que no tiene en cuenta las probabilidades reales de los sucesos. Siguiendo con el ejemplo anterior, si creemos antes del partido que la victoria del Valencia CF tiene una probabilidad de suceder de un 40% (menor que la probabilidad implícita en la cuota), no tiene sentido asentar esa apuesta pre-match, pues la cuota no nos justifica la apuesta.

Por lo tanto, tiene mucho más sentido utilizar esta técnica solamente en los casos en que las probabilidades reales antes del partido comparadas con las cuotas justifiquen asentar la apuesta. Dicho de otra manera, aplicaremos esta estrategia solamente si creemos que la probabilidad de victoria del Valencia CF es superior al 50%. Si no, lo que tiene más sentido es comenzar el partido habiendo apostado al resultado que ofrezca más valor positivo (positive expected value, +EV), e ir cubriendo el resultado sucesivamente si el partido se decanta en esa dirección. Aunque no estemos apostando al resultado más probable y por tanto tengamos una tasa mayor de fracasos, sí se puede demostrar que el resultado económico es siempre superior y favorable al apostante si nos mantenemos del lado del valor.

Para ilustrarlo, hagamos el ejemplo completo utilizando los valores que muestra esta tabla:

Cuota Probabilidad implícita en la cuota Probabilidad real +EV
Victoria Valencia CF 2.0 50% 43% -16%
Empate 3.2 31% 34% 8%
Victoria Sevilla CF 4.8 21% 23% 9%

 

En este caso, las cuotas y la probabilidad sugieren que tiene más sentido comenzar el partido apostando por Sevilla CF y aceptar las pérdidas en caso de que la evolución del partido no vaya en la dirección en que hemos apostado y por tanto las cuotas no alcancen los valores que nos marcamos para realizar la cobertura y ejecutar el arbitraje. A largo plazo, si hemos realizado una correcta estimación de la probabilidad y gestionamos adecuadamente nuestro bankroll utilizando los stakes apropiados, saldremos ganando. Veremos en futuros artículos cómo calcular adecuadamente estas cantidades para optimizar nuestros beneficios y, a la vez, minimizar nuestros riesgos.

Tercera técnica conjunta: apuesta a dos resultados y cobertura en directo del tercero

Siguiendo con el ejemplo anterior, existe otra alternativa incluso mejor a simplemente apostar a favor de Sevilla CF en pre-match. Consiste en apostar a que no se produce la victoria del Valencia, o lo que es lo mismo, apostar a la vez al Empate y a la victoria de Sevilla CF. De esta forma, estamos apostando en pre-match a dos eventos con valor (+EV), y además las probabilidades de que durante el partido se dé una cuota que nos permita cubrir la victoria final del Valencia aumentan enormemente, reduciendo el drawdown o número de veces en que nuestras apuestas resultan fallidas.

De nuevo, esta estrategia es interesante cuando tengamos dos resultados con probabilidades reales superiores a las implícitas en las cuotas, si esta situación no se produce conviene no posicionarse y asumir el riesgo de pérdida.

En Conclusión

Recordemos que vencer a las casas de apuestas es una tarea difícil que requiere siempre mucho estudio, disciplina y sangre fría. Las apuestas live o en directo ofrecen grandes posibilidades de ganar dinero gracias a las variaciones de las cuotas que se producen durante el desarrollo de los eventos deportivos a los que se refieren, pero requieren un control estricto de nuestras emociones para no dejarnos llevar por ellas y poner erróneamente dinero en posiciones inadecuadas.

Por ello, lo más recomendable –al menos para los recién iniciados- es utilizarlas como coberturas de apuestas establecidas antes del partido, con un plan detallado de entradas y salidas en función de los valores que alcancen en las cuotas para obtener beneficio por arbitraje. Ciñéndonos al plan diseñado de antemano, dejamos de un lado nuestras emociones y aseguraremos la consistencia de nuestras apuestas. Y éste es un consejo que los más experimentados tampoco deben ignorar.

The following two tabs change content below.
Me gano la vida con la ingeniería pero lo que de verdad me apasiona es el deporte al aire libre, los libros, y escribir siempre que puedo. Apostar y bloguear sobre el tema es ese punto intermedio entre lo que me ha enseñado mi profesión y lo que me gusta de verdad. Y compartir cuanto he aprendido es la manera más justa de devolverle a la red lo que me ha ofrecido. ¡Espero que mis artículos te sean de utilidad!

Acerca de Ismael

Me gano la vida con la ingeniería pero lo que de verdad me apasiona es el deporte al aire libre, los libros, y escribir siempre que puedo. Apostar y bloguear sobre el tema es ese punto intermedio entre lo que me ha enseñado mi profesión y lo que me gusta de verdad. Y compartir cuanto he aprendido es la manera más justa de devolverle a la red lo que me ha ofrecido. ¡Espero que mis artículos te sean de utilidad!


¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos tu comentario!

6 ideas sobre “Cómo apostar en live: tácticas para apuestas en directo

  • cbc

    Hola Ismael,
    Ante todo felicidades x tu libro. Tengo una duda: en base a qué podemos calcular la probabilidad “real” de un resultado, para ver si la cuota es de valor o no. ¿podrías poner algún ejemplo de qué factores analizas para asignar ese valor y cómo los traduces a % de probabilidad?
    Muchas gracias.
    Un saludo.

  • Jorge

    Muy buenas, acabo de descubrir tu blog ya que me quiero iniciar en las apuestas para cubrir algunos gastos y es curioso como sólo leyendo el artículo sobre arbitraje deportivo, ya se me ocurrió la tercera técnica pre-match que explicas aquí, este finde me he imaginado que hubiera pasado si la hubiera puesto en práctica y la verdad que me hubiera dado muy buenos resultados, me explico:

    – Cuotas de mañana para el partido entre Granada y Las Palmas 3_3.3_2.4
    – Apuesto 100 euros a la cota más alta, el empate, lo cual nos deja un ingreso de 330.
    – Este ingreso lo divido entre la segunda cuota más alta, la victoria del Granada, lo cual me indica que debo apostar 110, ya llevamos 210 de apuesta.
    -Calculando las probabilidades implícitas de estad dos cuotas me sale 63.63%, lo cual dividiendo 100 entre la probabilidad restante (36.37) me queda que a partir de una cuota de 2.74 para arriba para la victoria de las palmas (2.4 inicial) solo tendría que dividir 330 entre esta cuota para asegurarme un beneficio seguro.
    -Supongamos que se mantiene el empate a 0 durante la primera media hora, y nuestra cuota objetivo sube a 2.80, dividimos 330/2.80= 117.85+ nuestro ingreso acumulado de 210= 327.85.
    – Pase lo que pase, beneficio asegurado de 2.85.

    Peor caso posible: utilizas esta técnica en partido de Barça o Madrid jugando en casa, se adelantan rápido en el marcador y no hay tiempo para que la cuota suba, pierdes todo el dinero.
    Mejor caso posible: Se adelanta el equipo débil (Osasuna hoy) nuestra cuota objetivo sube como la espuma y con un mínimo ingreso te aseguras un beneficio potencial mucho mayor.
    Mejor todavía: el Eibar gana fácil al Valencia y ni siquiera tienes que cubrir su victoria.

    Por lo que he podido sacar en claro hasta ahora, ve que con partidos entre equipos que no sean considerados grandes el beneficio es pequeño pero casi seguro, normalmente Las Palmas casi nunca ganará fácil el partido,no tienen a Messi, Suarez o Cristiano por muy bien que jueguen.
    En los partidos de los grandes hay mucho más riesgo, pero el beneficio puede ser muy alto si el débil se adelanta o se llega 0-0 al descanso, este último finde el Bayern-Schalke es el mejor ejemplo de ello.

    Por último me gustaría preguntarte que te parece tanto esta estrategia como la que he ideado para apostar a favor de los grandes cuando juegan contra equipos modestos:

    – La victoria del Barcelona se pagaba a 1.22, por lo que apuesto 100, si gana me llevo 22 euros fáciles.
    – Si empata o pierde, en su siquiente partido en el Camp Nou apuesto para ganar tanto los beneficios que esperaría llevar acumulados entre el partido anterior y éste, o sea, 22×2= 44, más los 100 euros que perdí, es decir 144 euros de beneficio entre 1.22(supongamos que es la misma cuota)= 118.03, considerando que es prácticamente imposible que el Barcelona pinche contra dos modestos consecutivamente en su campo.

    Un saludo y gracias por toda la información que dais en esta web, buscaba información básica para iniciarme y creo que con lo leído ya puedo hacerme cuentas en las casas de apuestas y empezar limpiando bonos.

    • Jorge

      Vale, en un claro error de principiante me acabo de dar cuenta que 144-118.03= 25.97, por tanto no cubro las pérdidas anteriores.
      Para calcular ésto, he utilizado una ecuación con dos incógnitas donde X(cantidad a ingresar)*1.22= Y( cantidad a ganar) y Y-X= 144, resolviendo ésto me sale que X= 654 Y= 798.
      Después de esta apuesta ganaríamos los 144 que queríamos y en la siguiente volvería al ciclo de apostar 100 euros para ganar 22.
      Por tanto deduzco que ésta es una estrategia que conlleva mucho riesgo ya que una sola pérdida me obliga a apostar más de 6 veces más en la siguiente, sin embargo me parece viable ya que en la época actual es casi imposible que el Barça pinche dos partidos seguidos en su campo contra equipos modestos, por lo que a 5 partidos (siempre contra equipos del 8º para abajo), aunque el Barça pinchara uno, tendría una ganancia de 110 euros asegurada.

      • Jean23

        Hola Jorge.

        Me parecen múy interesantes tus estrategias, en especial la primera que mencionas. A mi me gusta apostar a Under goles pre partido y cubrir el Over en directo. O viceversa, dependiendo de las estadísticas previas, cuotas y de algunos pronósticos consultados en la red.

        Es una estrategia que recién estoy implementando tratando de apostar como máximo el 10% de mi banco por apuesta. He simulado algunos juegos sin apostar aun, pero si funciona, empezaré a jugar dinero real. Por ejemplo en Pinnacle: U. Católica vs U. Española, primera división el 26 de febrero. Al Under 3 en prepartido @2,21 apuesto 10 unidades. Luego apuesto live al Over 3 @2,5 8,84 unidades, en el minuto 19 cuando el marcador era 0 a 0. Si se marcan exactamente 3 goles, me reintegran las 18,84 u apostadas. En cualquier otro caso, obtengo una ganancia neta de 22,1 – 18,84 = 3,26 u.Resultado final: 2, 3. El objetivo de esta estrategia, es que los equipos no marquen como mínimo hasta el minuto 15, para que la cuota Over suba.

        No llevo mucho tiempo con las apuestas, pero lo que más me llama la atención es encontrar las mejores estrategias. Siendo conciente de entrada, que ninguna de ellas es infalible. Nunca realizo apuestas direccionales.

        Saludos.

        PD: también estoy leyendo acerca del trading en Betfair… Me gustaría que los administradores (u otras personas que siguen esta página) compartan su opinion acerca de estas estrategias. Hace días que no se publica por acá.

        • daniel

          Jean23 me parece muy interezante tu aporte me gustaria que intercambiaramos ideas,tambien tengo algunas estrategias que estoy afinando. me gustaria contactarme con tigo